La tercera edición de Rebuild, tendrá lugar del 29 de septiembre al 1 de octubre en el recinto del Fòrum.

El Centro de Convenciones Internacional de Barcelona (CCIB) retoma este martes su actividad congresual y ferial con la tercera edición de Rebuild, el primer evento presencial después del estado de alarma. Del 29 de septiembre al 1 de octubre, los profesionales del sector se reunirán para marcar el futuro de la edificación.

El evento contribuirá a reactivar el turismo de negocios en Barcelona y estará rodeado por un estricto protocolo de prevención con todas las medidas de higiene y seguridad, según indica el CCIB en un comunicado.

Rebuild, evento que une feria y congreso, reunirá durante tres días a más de 180 empresas expositoras y 260 expertos en el Congreso Nacional de Arquitectura Avanzada y Construcción 4.0, un foro anual de innovación aplicada del sector de la edificación que mostrará los últimos avances desarrollados en ámbitos como la industrialización, la digitalización y la sostenibilidad de los nuevos materiales.

La cita se celebra cada año alternativamente entre Barcelona y Madrid y estará marcada por el protocolo de prevención sanitaria elaborado por la organización del evento y el CCIB (siguiendo los protocolos de la Generalitat) para crear un entorno de negocios seguro para los asistentes.

El uso de mascarilla, la limpieza de manos y el mantenimiento de las distancias serán obligatorias. Además, entre las medidas destacadas, se controlarán los accesos y los aforos máximos, se utilizarán amplias salas, se harán controles de temperaturas y se desinfectarán de manera constante los espacios.

Importancia de la actividad congresual para Barcelona

El director general del CCIB, Marc Rodríguez, ha destacado la importancia de retomar los eventos presenciales y ha recordado que “la actividad congresual y ferial es clave para el desarrollo económico de la ciudad, contribuye a la creación y el desarrollo de los negocios y dinamiza nuestro entorno”. En el actual contexto, Rodríguez ha asegurado que la seguridad es la “máxima prioridad”.

Además, el director general del CCIB ha añadido que “nuestra instalación, de más de 100.000 metros cuadrados, permite adecuarnos a todas las normativas y estar siempre en disposición de cumplir todas las medidas que el momento nos requiera” para que “en ningún momento haya riesgo para la seguridad de las personas”. Ha puesto de ejemplo la experiencia de GL events, gestor del CCIB, que ya ha organizado una decena de ferias y salones en Francia con todas las medidas de prevención.

El retorno a la actividad presencial llega después de meses de trabajo para mantener el máximo número de eventos en 2020 y, principalmente en 2021, donde se han aplazado una parte de los congresos y convenciones.

A %d blogueros les gusta esto: